17 enero 2013

Uno de cada diez estudiantes de FP es titulado universitario

Los titulados universitarios ante las dificultades de encontrar un empleo están empezando a cursar estudios de FP. Una formación que ahora se quiere reformar dentro de la LOCME para hacerla más atractiva para los jóvenes.

Fotogradia de Monstserrat Gomendio secretaria de educaciónCon la crisis y la tasa de paro española, cada vez son más los titulados universitarios que no encuentran empleo y que optan por cursar estudios de FP por ser más prácticos. En algunas Comunidades Autónomas un 10% del alumnado de estos ciclos procede de la Universidad. (Ver cursos de Formación Profesional)

El dato ha sido dado conocer por la Secretaria de Estado de Educación, Formación Profesional y Universidades, Montserrat Gomendio, en el transcurso de un desayuno informativo organizado por Executive Forum España en el que ha defendido el adelanto en la elección de la Formación Profesional en 4º de la ESO y las medidas que se quieren adoptar para hacer más atractivos los estudios de FP con el fin de atraer a más jóvenes, además de negar que este paso suponga una segregación entre el alumnado.

En este sentido, Gomendio, cuyo departamento está ultimando la memoria económica del anteproyecto de Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), ha indicado que “si hacer la FP más prestigiosa y más atractiva a los alumnos es segregador, los que defienden esto entienden que esta formación es de baja calidad”, además de apuntar que esta afirmación también suponía descalificar a este tramo educativo.

La secretaria de Estado de Educación también ha negado que la reforma sea más beneficiosa para los centros concertados que los públicos. De hecho, ha afirmado que ninguna de las medidas que se recogen en la futura ley va en detrimento de los modelos de enseñanza público, privado y concertado, sino que van dirigidas a la mejora de estos tres modelos.

Al respecto, la secretaria de Estado de Educación ha asegurado que al centrar el esfuerzo en las materias instrumentales y en la compactación de opciones se va a producir un gran ahorro con el que se compensarán los costes directos vinculados a la transformación de la Formación Profesional, la anticipación de itinerarios en 4º de ESO o la implementación de las evaluaciones estatales al final de cada etapa.

No obstante, Gormedio ha reconocido que la reforma tendrá costes indirectos de los que ha apuntado que son difíciles de prever por lo que ha abogado por ir haciéndoles frente de forma gradual y con el paso de los años. Además, ha señalado que si se consigue que no haya un 26% de abandono escolar prematuro y que haya una mayor proporción de jóvenes en FP se producirá un aumento del coste. De esta manera, ha asegurado que “cuanto mayor sea el éxito de la ley, más costosa va a ser”.

No hay comentarios: